Cambiemos quiso frenar el tarifazo pero no tuvo quórum: hasta sus concejales se ausentaron

Tres de sus nueve miembros faltaron a la última sesión convocada por su propio bloque. Así, quedaron en evidencia las insalvables diferencias internas que tiene la principal bancada opositora al gobierno de Juan Horacio Zabaleta. Hubo críticas a Delfino.

por
por

Por escaso margen, Cambiemos se impuso en Hurlingham en las últimas elecciones legislativas. Quizá por esta razón, sabiéndose con chances reales de arrebatarle el distrito al peronismo, en cada oportunidad que se precie relucen las diferencias internas, que para nada quedaron zanjadas en las PASO.

El miércoles, el Concejo Deliberante convocó a dos sesiones extraordinarias en el Centro Cultural Leopoldo Marechal, de Villa Tesei, dado que el recinto se encuentra cerrado por reformas. En la primera, celebrada poco antes del mediodía a instancias del oficialismo, se aprobaron diferentes repudios y pedidos de informe a Nación y Provincia por despidos y el arribo de las low cost a la Brigada Aérea de El Palomar, entre otros temas.

La segunda sesión, convocada por Cambiemos para suspender el aumento de tasas municipales, no se pudo llevar adelante porque no hubo quórum. Como se sabía de antemano, los representantes del kirchnerismo y del Frente Renovador irían a la marcha convocada por Hugo Moyano en Capital Federal. Sin embargo, lo que sorprendió a todos fue que tres concejales de Cambiemos (de un total de nueve) también dieron el faltazo.

Al advertir que no contaban con los once concejales necesarios, Cambiemos debió levantar la sesión ante los cientos de vecinos que se habían acercado al Centro Cultural azuzados por el propio macrismo con la idea de presionar al oficialismo para que diera el brazo a torcer con la medida. Alfredo Carrasco, el presidente del bloque, ofició de de vocero: pidió perdón y dijo sentir “verguenza ajena” porque el kirchnerismo y el massismo no quisieron dar el debate. Los vecinos demostraron su enojo y varios le hicieron saber a los ediles de Cambiemos aún presentes que el año pasado, el macrismo apoyó la suba de las tasas.

La grieta del cambio

En las redes sociales, Lucas Delfino, quien en las PASO de agosto de 2017 ganó las internas frente a Ramón Fernández, referente de Jorge Macri en el distrito, sostuvo que “por la falta del bloque oficialista del Intendente Zabaleta, Unidad Ciudadana y el Frente Renovador de Luis Acuña, no contamos con el quórum necesario para realizar la sesión extraordinaria sobre los impuestos municipales pedida por miles de vecinos”. El dirigente que responde al ministro del Interior Rogelio Frigerio omitió referirse a la ausencia de sus tres compañeros de bancada.

En un comunicado, Fernández sí se refirió a los faltazos. “Nosotros seguimos viendo que es muy difícil la participación dentro del bloque de los tres concejales de la minoría”, explicó y se explayó: “Es muy difícil confluir en políticas comunes porque habitualmente te excluyen, no te dicen nada, no te llaman ni te participan. No tenemos nunca ni un mail de invitación a trabajar en conjunto, nuestra concejal Mariela López no recibe ningún tipo de comunicación interna ni alguien que le comente cuál es la política que vamos a llevar adelante”.

“Llegan a modificarte los lugares y los horarios y ni siquiera te avisan ni para poder participar en conjunto. Para esta sesión ni siquiera fuimos convocados a participar desde nuestro propio bloque, ni nos llamaron para saber nuestra opinión al respecto”, esgrimió Fernández quien al mismo tiempo, aclaró que “respecto de la tributación en Hurlingham nuestra posición es que para nosotros se montó una cuestión de prensa o mediática y ni siquiera hay información fidedigna para los vecinos. Habría que explicar cómo está conformado el tema de estos impuestos, creemos que hay casos que están desfasados y ahí hay que hacer el reclamo pero en otros casos están bien actualizados, porque para que funcione el sistema de gobierno local, para que funcionen los servicios se tienen que pagar los impuestos, no hay otra manera de solventar esto”.

Y por si quedaba alguna duda de la grieta entre ambas facciones, Fernández concluyó que “Delfino largó su campaña política. Creo que toma la elección de elegir este tema de los impuestos para posicionarse electoralmente”. “Ellos quieren que nos vayamos y eso es algo que no vamos a hacer porque trabajamos por nuestro presidente Mauricio Macri y para nuestra gobernadora María Eugenia Vidal dentro de Cambiemos”, insistió.

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp

En esta nota se habla de: