Sede de la UNLaM en González Catán: pese al acuerdo tripartito se demora la elección del delegado rectoral

Según la Universidad, el Municipio y el Ministerio de Educación la descentralización de la universidad en el sur del distrito es un hecho. Sin embargo, el académico Jorge Steiman, propuesto por el ministro Nicolás Trotta para conducir la sede, aún no cuenta con el aval formal del Consejo Superior.

por
por

Si querés recibir las noticias del oeste en tu celular o enviar tu comentario, entrá a nuestro Whatsapp. También a InstagramTwitter y Facebook.

Luego de más de seis años de espera, la Universidad Nacional de La Matanza (UNLaM) tendrá su sede en González Catán, a la altura del kilómetro 32,5 de la Ruta 3. Así lo confirmaron tras un encuentro la semana pasada el rector Daniel Martínez, el ministro de Educación de la Nación, Nicolás Trotta y el intendente Fernando Espinoza. La idea de las tres partes es que la apertura se lleve adelante el año próximo, sin embargo durante la última reunión de 2020 del Consejo Universitario de la UNLaM se evitó tratar la designación de un delegado rectoral, quien tendrá un rol clave en la consolidación de la flamante sede.

Este gesto parece estancar los progresos que se venían generando tras meses de negociaciones, que atravesaron momentos de máxima tensión sobre todo entre Espinoza y Martínez debido a los nuevos cargos de poder que se abrían en la universidad y por el rumbo de la dirección política y académica que debía tomar la nueva sede.

Es que desde el Municipio siempre intentaron tener algún tipo de injerencia en la Casa de Altos Estudios y, por decirlo de algún modo, se sentían con derecho de avanzar en esta sede tras la millonaria inversión que desde la comuna vienen realizando en la construcción de las instalaciones en González Catán, en un predio lindero a la Delegación Municipal Descentralizada Sur.

No Ficción pudo saber que la fricción entre la universidad y el municipio se descomprimió cuando Trotta propuso durante una reunión, realizada el 12 de septiembre, el nombre de Jorge Steiman como futuro delegado rectoral, quien sería alguien neutral en la disputa y ya se encuentra trabajando para que el año que viene comiencen a dictarse allí cuatro tecnicaturas y para que se pueda realizar el curso de ingreso a la UNLaM, incluso de quienes pretendan continuar sus estudios en la sede de San Justo.

Silvina Gvirtz, Espinoza, Martínez y Trotta el jueves pasado

Jorge Steiman, el hombre propuesto por Trotta

Steiman, es Licenciado en Ciencias de la Educación, Magister en Didáctica y ex director Nacional de Gestión Universitaria. En diálogo con este medio aclaró que “hubo un acuerdo tripartito entre el Municipio, la Universidad y el Ministerio de Educación, son tres voluntades que se han unido para que la subsede sea posible” y adelantó que “la inscripción será durante los primeros días de marzo. Si la pandemia lo permite a mediados de ese mes comenzaremos con clases presenciales, pero sino lo vamos a hacer de manera virtual”.

De la misma manera, Steiman precisó que durante el primer semestre de 2021 se dictarán las cuatro tecnicaturas en “Tecnología de Alimentos; Automatización y Robótica; Desarrollo Web y Videojuegos. Esta última está ligada a una industria que tiene mucha presencia en el mercado, y que no se trata solo del desarrollo de juegos de computadoras, sino también de capacitaciones laborales y educativas”.

Jorge Steiman

El especialista agregó que para 2022 se prevé la incorporación de otras carreras como “Medicina y muy probablemente Enfermería y para más adelante está la intención de abrir la Licenciatura en Biotecnología (conocimientos con microorganismos para el desarrollo de instrumentos sanitarios, alimenticios e industriales) y Nanotecnología (el conocimiento y manejo de los átomos y moléculas para la fabricación de productos a microescala), porque la idea es acompañar el desarrollo del polo científico y tecnológico del distrito. Queremos que la subsede tenga un perfil tecnológico. Siguiendo esta idea, también va a alojar a dos grupos de investigadores del Conicet tras un acuerdo con el Ministerio de Ciencia”.

Respecto a la postulación de su nombre para el cargo, Steiman analizó: “Tuve el visto bueno de los tres actores claves: el Municipio, la Universidad y el Ministerio de Educación, que es el que me está proponiendo. Creo que mi elección pudo satisfacer a todos, porque se trata de intermediar entre todas las voluntades. Una parte la pone el municipio, el edificio; otra la universidad que es la que gestiona, toma decisiones y decide; y el ministerio que apoyando la iniciativa va ayudar con programas específicos, sobre todo para el equipamiento necesario. Necesitamos equipar la sede con laboratorios y computadoras si queremos desarrollar estas carreras, porque el edificio es hermoso pero está vacío”.

¿La UNLaM sigue resistiendo?

El Consejo Superior Universitario se reunió este jueves por última vez en el año y según supo No Ficción no se trató la designación de Steiman. Fuentes de la UNLaM consultadas por la probabilidad de su nombramiento acotaron: “Nos sentimos sorprendidos porque este tema todavía no pasó por el Consejo Superior de la Universidad, por lo cual no podemos hablar de carreras ni de autoridades. El señor Steiman, por el momento, solo es un asesor del Ministerio de Educación”.

En igual sentido, los voceros destacaron que el próximo encuentro del Consejo está previsto para marzo del año que viene, pero podría adelantarse de manera extraordinaria. Si bien desde la UNLaM aseguraron que el momento más tenso con el municipio quedó atrás, la acefalía de la nueva sede abre interrogantes sobre su futuro.

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp

En esta nota se habla de: