Piden que Iberoamericana se reconvierta en la emergencia por el Covid-19 y salve a sus empleados

Desde la CGT local solo se limitaron a mostrar sorpresa por el reclamo. La fábrica textil de Ramos Mejía arrastra problemas económicos desde hace varios años.

por
por

Las políticas del gobierno macrista comenzaron a hacerla tambalear. Allá por 2018 la Textil Iberoamericana, empresa matancera líder en su rubro, comenzaba a sentir los azotes de la fuerte apertura de importaciones y la caída del consumo interno.

La inercia del desplome le impidió empezar a ponerse de pie incluso luego de la primeras medidas del gobierno de Alberto Fernández para favorecer el sector. De hecho, parte de los sueldos adeudados en enero y febrero  se aliviaron con bolsones de alimento que proveyó el municipio.

La crisis que ahora desencadeno la pandemia por el coronavirus agrava aún más las perspectivas de la empresa. En este contexo, Vilma Ripoll, dirigente del MST-FIT Unidad, pidió que tanto la gobernación como la intendencia intervengan para que la fábrica se reconvierta hacia la confección de insumos críticos.

Vilma Ripoll

 “Nos parece que, no solo para resolver el problema de los trabajadores que sería urgente, sino para la situación en que está el país, habría que reconvertir la industria y empezar a producir todo lo que se necesita para afrontar la pandemia”, dijo en diálogo con el periódico de la Universidad de La Matanza.

No Ficción se contactó con un alto mando del gremio de textiles y la CGT local para consultarlo sobre el tema aunque hasta el momento solo manifestaron asombro y sorpresa por las declaraciones de la dirigente de izquierda.

“La Matanza necesita barbijos, camisolines para médicos y enfermeros, y otros elementos de tela como pueden ser sabanas para las camas. Estamos ante situaciones en que, en algunos casos, por falta de materiales, se están reesterilizando camisolines, y esta textil los puede producir si interviene el Estado”, aseguró Ripoll en diálogo con dicho medio.

 “En esta textil y en otras bajo la figura de utilidad social, se podría empezar con los insumos que son textiles; en otras fábricas, respiradores; en otras, camas. Absolutamente todo tendríamos que hacer en nuestro país al servicio de reactivar la industria y para que los trabajadores tengan para cobrar el sueldo y comer”, sostuvo Ripoll a El1.

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp

En esta nota se habla de: