Ni Una Menos: en la Zona Oeste hubo 8 femicidios en lo que va del año

El dato se desprende de un informe de Mumala, que relevó los crímenes cometidos entre el 1° de enero y el 30 de mayo. A estos casos se le suma el del martes en Merlo, donde fue encontrada asesinada Sandra Marilin Carricaberri.

por
por

Si querés recibir las noticias del oeste en tu celular o enviar tu comentario, entrá a nuestro Whatsapp. También a InstagramTwitter y Facebook.

Según un relevamiento de la ONG Mumala (Mujeres de la Matria Latinoamericana) en los primeros seis meses del año hubo en la provincia de Buenos Aires 32 femicidios. A nivel nacional, la cifra asciende a 143 muertes violentas de mujeres, travestis y trans, lo que se traduce en un femicidio cada 25 horas en el país.

De los 32 femicidios ocurridos en la provincia de Buenos Aires entre el 1º de enero y el 30 de mayo de este año, 22% tuvo lugar en el Oeste del Gran Buenos Aires: tres, en La Matanza; dos, en Moreno, y otros dos en General Rodríguez. A estos casos, debe sumarse el de Sandra Marilin Carricaberri, de 43 años, cuyo cadáver fue encontrado este martes en un descampado lindero al predio de Deportivo Merlo. El crimen estaría esclarecido tras la detención de dos hermanos: su pareja, Sandro Fabián Zárate, de 45 años, y su cuñado, Marcelo Alejandro Zárate.

Entre las víctimas de este 2021, además se encuentran Ana Astorga, maestra jardinera de 29 años asesinada a golpes por su expareja, en La Matanza; Anabella Olmos, de 26 años, quien agonizó durante una semana luego de ser quemada junto a sus cuatro hijas de entre 2 y 8 años por su pareja y padre de las niñas, en Moreno, y Romina Olivera, de 40 años, quien fue prendida fuego por su pareja, en General Rodríguez.

En La Matanza, se sumó en las últimas horas el asesinato de una nena de 6 años, por parte de su propio padre, el policía Juan Ramón Heredia, quien disparó cuando mantenía una discusión con su pareja y madre de la criatura, en su casa de Virrey del Pino.

El informe de Mumala detalla que 24 de los 32 femicidios fueron directos; uno fue femicidio vinculado de mujer (NdR: un femicidio vinculado ocurre cuando se comete sobre un vínculo afectivo de una mujer a la que se pretende someter; por ejemplo, matar a un hijo de una mujer con el fin de lastimar a esa mujer), tres femicidios vinculado varón, tres femicidios vinculado varón por interposición en la línea de fuego y un trans femicidio.

Además, “se lleva registrado dos muertes de mujeres en proceso de investigación, esperando peritaje o autopsia, seis muertes violentas de mujeres (en contexto de robo, donde la víctima se encontraba en situación vulnerabilidad), un suicidio femicida y 52 intentos de femicidios”.

En casa compartida, por su pareja, con un arma blanca

Del total de 32 femicidios, quince ocurrieron en la vivienda compartida con el victimario; doce, en la vivienda de la víctima; uno, en la vivienda del victimario; uno, en la vía pública; uno, en un descampado; uno, en una propiedad privada, y uno en un hotel.

En trece de los 32 casos, el victimario era pareja de la víctima; en cuatro, expareja; en 5, familiares directos; en 2, familiares no directos; en 7, conocidos y en uno, no hay datos del victimario.

En cuanto a la modalidad, trece fueron cometidos con arma blanca; nueve, con arma de fuego; dos, por asfixia; cinco, a golpes, y tres de las víctimas fueron quemadas.

Siete de las victimas había realizado denuncia contra el victimario, siete de los femicidas pertenece a las fuerzas de seguridad y 26 niñes se quedaron sin su madre.

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp

En esta nota se habla de: