Con la pandemia se llegó a triplicar la cantidad de gente en los comedores

Tres referentes sociales expresaron su preocupación y adelantaron que con el correr de la cuarentena la situación será más compleja. El desafío de encontrar el equilibrio para que no avance la pandemia pero tampoco el hambre.

por
por

El aislamiento social obligatorio para frenar el avance del Coronavirus pega fuerte en los barrios del conurbano. A los amontonamientos de vecinos en los cajeros ahora se suma una dato que preocupa: en algunos sectores de la zona oeste se duplicó y hasta triplicó la cantidad de personas que asiste a los comedores o merenderos. Son las familias que vivían de la changa y que por la cuarentena quedaron paralizadas.

En diálogo con No Ficción, Juan Tévez, responsable del Movimiento de Trabajadores Excluidos (MTE) La Matanza confirmó: «la demanda se triplicó, y el pico lo vamos a tener para Semana Santa. Va a haber una relación desigual entre los que cobran asignaciones o planes y los que no cobran nada. Y por otro lado, la mayoría de la gente, cobre o no cobre, van a ir a los comedores igual».

La referente local de Somos Barrios de Pie, Sandra Oviedo, también coincidió en que se sumó mucha gente a pedir alimentos: «en La Matanza tenemos más de 200 puntos entre comedores y merenderos, y en esta última semana la demanda se duplicó, ya no solo asisten niños sino también las madres para retirar viandas para toda la familia». En diálogo con este medio, expresó que ahora «los adultos piden comida para siete u ocho integrantes de sus casas».

Desde el Ministerio de Desarrollo Social articularon en los barrios el sistema de viandas para evitar que la gente salga de su casa y que haya multitudes en los comedores. No Ficción conversó con Horacio Reynoso, referente de Barrios de Pie Morón, quien coincidió: «empezó a crecer la demanda de familias que no solo pedían la vianda, sino bolsones de mercadería». Por otra parte, los tres militantes consultados manifestaron que hasta acá hubo poca o nula asistencia de las intendencias.

Por ahora, sin la asistencia de los municipios

«Recibimos mercadería del Ministerio de Desarrollo Social de Nación, del municipio no recibimos ni un paquete de arroz para los quince comedores que tenemos distribuidos», expresó el referente del MTE La Matanza, y cargó sobre la máxima autoridad local: «Hay un nivel de desidia y abandono por parte del intendente Fernando Espinoza que es inédito. Hoy el tejido social comunitario es clave para enfrentar la pandemia».

Por su parte, Sandra Oviedo manifestó: «Recibimos ayuda desde el Ministerio de Desarrollo Social, y el municipio acerca alimentos frescos como carnes o verduras, pero hoy por hoy nada alcanza. Aún no tuvimos la reunión con la municipalidad». Sin embargo, la figura de Somos en el distrito aseguró que confían «en las políticas que se vienen implementando con el Gobierno Nacional».

Según Reynoso se vive la misma situación en otros distritos de la zona oeste: «por ahora Morón no ha hecho ninguna ayuda a los merenderos u organizaciones. Y entendemos que Ituzaingó y Hurlingham tampoco. Estamos a la espera de que se comuniquen con nosotros. Estaríamos necesitando artículos de limpieza también».

La llegada del Ejército

Desde este martes comenzarán a funcionar siete cocinas en las cuales miembros del Ejército prepararán viandas para repartir a más de 30 puntos de La Matanza. Consultado sobre este tema, el responsable del MTE local manifestó: «si el Ejército garantiza niveles de asistencia alimentaria no nos vamos a negar, pero los que han parado la olla siempre no fueron ni el Ejército ni el municipio, fueron los movimientos populares». La organización este fin de semana dio a conocer sus centros comunitarios de ayuda.

Mapa del Ejército en La Matanza: donde estarán las bases que llevarán comida a más de 30 puntos del distrito

Nota que te puede interesar

Por su parte, Oviedo manifestó que «la llegada del Ejército se verá» cómo impacta, y confesó que «todavía estamos esperando la reunión con la intendencia, ya que no sabemos como está pensado ni cuál será la implementación o el alcance, mañana ya tendremos una información más clara». Los funcionarios están ante una tarea compleja: encontrar el equilibrio para que no avance la pandemia pero tampoco el hambre.

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp

En esta nota se habla de: