Vicente López: El Frente de Todos se opuso al aumento del 60% de las tasas municipales

De todas maneras, el oficialismo logró aprobar la ordenanza por mayoría simple.

por
por

La intendenta de Vicente López, Soledad Martínez, logró que el Concejo Deliberante local aprobara un aumento del 60% en las tasas. La medida fue aprobada por mayoría simple, pero recibió fuertes críticas de la oposición. “Un presupuesto no puede ni debe construirse con eslóganes de campañas mediáticas”, denunció la concejala del Frente de Todos Laura Braiza, quien además calificó como “escandalosa” la cifra de 1000 millones de pesos destinados a publicidad.

El bloque opositor rechazó el aumento en las tasas municipales sin que se estableciera un tope determinado; y votó en contra del presupuesto, cuyo monto supera los 57 mil millones de pesos, un 104 por ciento más que el presupuesto anterior.

“Estudiar un presupuesto después de once años de gestión macrista nos obliga a analizar en profundidad cuáles son los verdaderos cambios que desarrollaron con los recursos municipales en casi tres mandatos, porque cuando empezaron su gestión había un municipio que tenía resuelto casi en su totalidad el asfalto, el agua potable y las cloacas”, analizó Braiza.

Asimismo, la concejala señaló que para evaluar la gestión y sobre todo para contemplar un presupuesto, “es necesario que se expresen las metas cualitativas y cuantitativas de lo que piensan hacer con los recursos de los vecinos y vecinas”.

Por ejemplo, apuntó que no hay en los últimos once presupuestos, “una política que promueva el alquiler joven. Es casi imposible para un joven que quiera independizarse, alquilar en nuestro municipio, cerca de sus familias y sus amigos”.

Por otra parte, cuestionó el “abandono que sufren vecinos y vecinas de los barrios populares que viven en condiciones inhumanas”, a pesar de contar para el próximo año, con recursos que superan los 57 mil millones de pesos “sin contabilizar los millones que recibimos del financiamiento para obras del Gobierno Nacional y Provincial”.

“En este presupuesto se pretende mejorar ‘integralmente’ las villas del municipio, pero no hay dinero destinado a la construcción de viviendas nuevas”. En ese sentido, agregó que después de 11 años de gestión “seguimos teniendo vecinos y vecinas que viven en situación de extrema pobreza”, finalizó.

 Al mismo tiempo, cuestionó el avance desmedido de la construcción de torres, y el impacto que esa política genera en el medioambiente y en los servicios públicos, como cloacas, presión del agua y tránsito, entre otros: “No estamos en contra de que se construya, pero queremos que esas construcciones resguarden la identidad de cada barrio”.

“El avance desmedido de los negocios inmobiliarios, la explotación de nuestro ambiente, el avance descontrolado en nuestros humedales (…) la política de la inmediatez y el rendimiento económico no pueden ser quienes que regulen y definan la ciudad en la que vivimos”, continuó.

“Cultura y juventud, áreas en las que el macrismo hace agua”

En cuanto al fomento de la cultura, la legisladora local, cuestionó que la mayor parte de los recursos está destinada a Coordinación, sin explicar cuáles van a ser “sus destinatarios”. En esta línea, propuso que los fondos asignados a la contratación de artistas sean destinados a la promoción de la presentación de artistas locales.

Por último, si bien la concejala destacó la importancia del Carnaval y el rol de las catorce murgas del distrito, criticó que “el presupuesto implique una inversión” de tan solo 1.200.000 pesos, “lo mismo que los recursos disponibles en la Dirección de Ceremonial y Protocolo para arreglos florales”.

Con respecto a las áreas de gobierno que refieren a rangos etarios específicos, la concejala expuso que “no tenemos área de Juventud y tampoco el presupuesto expresa una política transversal al respecto.

Es imperioso aplicar políticas que aborden el consumo problemático y el suicidio adolescente en nuestro distrito”. En el caso de las personas mayores, “el presupuesto destinado a la Dirección de Adultos Mayores es tan solo el 0,003% del total del presupuesto”.

“Una escandalosa cifra destinada a publicidad”

Además, Braiza se refirió a la decisión política de priorizar la comunicación en la gestión y la asignación de recursos. “En 2023, entre comunicación y publicidad oficial, se destinan más de $1000 millones. Un monto desproporcionado, si sumamos la cantidad de mails, llamados, WhatsApps y SMS, se superan los 30 millones de contactos”, concluyó.

En esta nota se habla de: