Un policía de Ituzaingó fue detenido por resistencia a la autoridad y portación ilegal de arma de guerra

El agente, que iba acompañado de una joven, fue interceptado tras un kilómetro de persecución.

por
por

Un agente de la Bonaerense, que estaba de civil y con carpeta psiquiátrica, cayó detenido luego de intentar eludir un control policial. El sospechoso iba en moto acompañado de una joven a gran velocidad y tras una larga persecución fueron interceptados. Se secuestraron tres armas.

Todo ocurrió el domingo, cuando Nahuel Agustín Agüero, del Comando de Patrullas de Ituzaingó, iba en una moto Yamaha 150 cc a gran velocidad junto a Tamara Ayelén Ledesma, de 21 años. Se estableció que la pareja había pasado varios semáforos en rojo.

La maniobra fue advertida por efectivos de Marcos Paz que tras perseguir a los sospechosos por más de un kilómetro lograron cerrarles el paso a la altura del cruce de las calles García y Los Naranjos, según se desprende del acta policial.

Los investigadores secuestraron dos teléfonos celulares, un iPhone y un Samsung, y una mochila en la que se encontró la pistola Bersa Thunder Pro 9 milímetros reglamentaria de Agüero cargada con 15 cartuchos, un revólver calibre 22 largo Tiver con 5 municiones en el tambor y un revólver Doberman calibre 32 largo descargado.

La causa, caratulada como “portación ilegal de arma y munición de guerra y de uso civil condicional en concurso real con resistencia a la autoridad – desobediencia”, es instruida por la UFI 6 y el juzgado de Garantías en turno del Departamento Judicial de Mercedes.

A su vez, se dispuso la desafectación de Agüero del servicio y la intervención de la Auditoria General de Asuntos Internos.

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp

En esta nota se habla de: