Tras un feroz tiroteo y reiterados robos decidieron cerrar una carnicería en González Catán

Un policía evitó que cinco delincuentes roben una carnicería. Se especula que uno de los delincuentes resultó herido. El dueño del local decidió cerrar

por
por

Un policía evitó a los tiros un robo a una carnicería y puso en fuga a cinco delincuentes, a uno de los cuales aparentemente llegó a herir. Los dueños del comercio, en tanto, decidieron cerrar el local tras sufrir con éste dos robos.

El hecho ocurrió el miércoles, poco después de las 20, en la carnicería «Esmeralda», ubicada en la esquina de Barrientos y Urdaneta, a la que llegaron a bordo de un auto Ford Falcón cinco delincuentes armados con intención de robar.

Un policía del Comando de Patrullas que se encontraba de franco y vestido de civil se dio cuenta de la maniobra y entró en acción.

Las cámaras de seguridad resgistraron el momento en el que ingresan armados armados a la carnicería y amenazan a la mujer que está a cargo de la caja para que les entregue dinero y sus pertenencias.

En la filmación se ve cuando los ladrones desde adentro comienzan a disparar hacia la calle, lo que se produjo cuando intervino el policía que desde el exterior les dio la voz de alto y también disparó.

Los delincuentes sólo alcanzaron a llevarse el teléfono celular de la mujer antes de escapar, uno de ellos aparentemente herido, ya que se encontraron manchas de sangre en la vereda.

El encargado de la carnicería contó en el canal Todo Noticias que van a cerrar la carnicería por los hechos de inseguridad que vienen sufriendo. «La sacamos muy barata. Le pudo pasar algo muy grave a cualquiera», afirmó.

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp

En esta nota se habla de: