Macabro: una abuela de 89 años murió en marzo y encontraron el cuerpo en su casa, donde estaba al cuidado del nieto

El hecho ocurrió en Tres de Febrero. El joven dejó un cartel de advertencia y una carta.

por
por

Si querés recibir las noticias del oeste en tu celular o enviar tu comentario, entrá a nuestro Whatsapp. También a InstagramTwitter y Facebook.

María Jevos tenía 89 años. Su cuerpo sin vida fue encontrado en las últimas horas, en su casa de la calle Larrea, en Caseros, Tres de Febrero. Para sorpresa de la familia, María llevaba muerta seis meses.

“No entres Laura llamá al 911”, decía un cartel pegado en la puerta. El mismo estaba acompañado de una carta, escrita por el nieto de María, Agustín, de 24 años. El joven estaba al cuidado de la anciana, cobraba su pensión y reportaba sobre su estado al resto de la familia.

Los familiares explicaron que, por miedo al Covid, no iban a visitarla. Seis meses tardaron en advertir la irregularidad, al no poder hablar con ella durante todo ese tiempo. Se preocuparon cuando tampoco podían comunicarse con Agustín, quien se había ido a Chascomús a fines de agosto, sin dar aviso.

“No entres a la pieza y llamá al 911. La abuela murió hace unos meses atrás por mi culpa y no sabía cómo decirlo. Aparentemente, contrajo Covid. Un día la encontré medio decaída y le dije de ir al médico. Pero al ser tan tarde no quería. Ese mismo día, a la noche, levantó temperatura y me la encontré tirada en el piso (habíamos arreglado para ir temprano al día siguiente). Posponía los días porque no sabía cómo decirlo. Decidí irme. Espero que algún día me perdonen. Sé fuerte por Florencia. Toda la mugre que ves en casa se acumuló luego de la muerte de la abuela. Los primeros meses fueron difíciles y recurrí al alcohol. Esto te lo digo para que sepas que la abuela no vivió en la mugre nunca. Siempre estuvo de punta en blanco y vivió como reina. Me gustaría contarte bien cómo fue todo, pero no puedo. Un beso”.

Ese fue el contenido de la carta que dejó Agustín, antes de partir rumbo a Chascomús. Adentro, se encontraba el cuerpo de María, tapado con una frazada, en estado de descomposición.

La hija de María relató que el joven desde hace meses les pedía que por la pandemia no vayan a visitarla, por temor al contagio, pero desde el domingo 29 de agosto habían perdido todo contacto con él, informó Minutouno.com. La investigación está a cargo de la UFI 5 de San Martín.

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp

En esta nota se habla de: