Hurlingham: lo matan de una puñalada para robarle la bicimoto

Delincuentes sorprendieron a la víctima para robarle, lo apuñalaron en el estómago y huyeron con la bicicleta a motor.

por
por

Un hombre fue asesinado de una puñalada en el estómago por delincuentes que le robaron una “bicimoto” en la que circulaba. Por el crimen detuvieron a dos sospechosos, informaron fuentes policiales.

El crimen ocurrió esta mañana en la calle Pablo Pizzurno al 300, por donde la víctima, identificada por la policía como Mariano Figueroa, se movilizaba a bordo de una bicicleta con motor, a pocos metros de su vivienda.

Voceros policiales informaron a Télam que, en esas circunstancias, delincuentes sorprendieron a Figueroa con fines de robo y luego lo apuñalaron en el estómago, tras lo cual huyeron con la “bicimoto” de color negra y otros objetos personales de la víctima.

Vecinos del lugar llamaron de inmediato al 911 y solicitaron una ambulancia, cuyo personal constató la muerte del hombre a raíz de la herida de arma blanca que sufrió.

Efectivos de la comisaría primera de Hurlingham acudieron a la zona y tras entrevistarse con la esposa de Figueroa, irradiaron el alerta y poco después, un móvil observó que en el cruce de Solís y el arroyo Morón sospechosos estaban con la bicicleta con motor robada.

Al notar la presencia policial, los jóvenes abandonaron la “bicimoto” e ingresaron a una vivienda ubicada en la calle Juan de Garay al 200, informaron fuentes policiales.

Por este motivo, los agentes irrumpieron en el domicilio y encontraron a seis personas reunidas, a las que trasladaron a la comisaría.

En la seccional, estas personas relataron que había otros dos jóvenes hermanos, que a uno de ellos le festejaban el cumpleaños y que habían escapado de la casa cuando ingresaron los policías, al saltar por los techos de las viviendas linderas.

Asimismo, relataron que los dos sospechosos, en momentos previos, habían llegado al domicilio, dijeron que “habían bardeado”, contaban dinero en efectivo y se movilizaban en una “bicimoto”.

Siempre de acuerdo al testimonio de las personas, los jóvenes luego salieron a probar la bicicleta con motor y a los pocos minutos regresaron corriendo, cuando vieron a la Policía, añadieron las fuentes consultadas.

Tras recabar las imágenes de una cámara de seguridad ubicada a una cuadra de la casa de la víctima, los investigadores observaron a dos jóvenes que pasaban caminando, quienes por sus prendas de vestir y fisonomía coincidían con los dichos de los testigos, por lo que pudieron identificarlos como los hermanos prófugos.

Tras irradiarse el alerta, policías que realizaban diligencias judiciales observaron que uno de los presuntos autores del crimen de Figueroa salía de una vivienda ubicada en la calle Garay al 200 de Hurlingham, por lo que lo aprehendieron de inmediato y lo trasladaron a la comisaría.

Por su parte, minutos después los uniformados detuvieron a otro de los sospechosos, en Garnica y Alfaro, indicaron los informantes.

Interviene en la causa el fiscal Pablo Ravizzini, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 7 del Departamento Judicial de Morón, quien en las próximas horas indagará a los hermanos aprehendidos, cuyas identidades no trascendieron.

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp

En esta nota se habla de: