Cayó banda que secuestró un comerciante en Hurlingham y cobró 900 mil pesos de rescate

Se realizaron siete allanamientos en la misma localidad, en Budge y en Moreno. Dos de los implicados ya estaban presos en una cárcel de San Martín.

por
por

Si querés recibir las noticias del oeste en tu celular o enviar tu comentario, entrá a nuestro Whatsapp. También a InstagramTwitter y Facebook.

Una banda, que integraban dos presos en una unidad penal de San Martín y al menos otros tres hombres, fue desbaratada por la Policía tras secuestrar a un comerciante de 62 años de Hurlingham, cobrar un rescate de unos 900 mil pesos, y liberarlo en el partido de Esteban Echeverría.

El operativo para dar con los presuntos responsables del secuestro, que terminó con la detención de cinco personas en total, fue llevado a cabo en las últimas horas en Ingeniero Budge, partido de Lomas de Zamora, en Moreno y en Hurlingham.

El procedimiento fue encabezado por efectivos de la Delegación Departamental de Investigaciones (DDI) de Morón, según informaron fuentes de la fuerza a No Ficción Web, y se dio a partir de la investigación sobre el secuestro extorsivo que tuvo como víctima al propietario de una carnicería, un hombre de 62 años, de iniciales O.A., ocurrido el 23 de noviembre pasado.

En esa fecha, el comerciante llegaba por la tarde a su comercio sobre la calle Gorriti, en el barrio Mitre, de Hurlingham, cuando fue interceptado por un grupo de hombres armados que lo obligó a entrar en un auto y se lo llevó secuestrado.

Más tarde, un hijo del carnicero recibió un llamado en el que su padre le comunicaba que estaba secuestrado y le pedía que junten plata. La familia entabló conversación con los secuestradores, pero a la vez alertó a la Policía, que comenzó a seguir el caso.

Los secuestradores pidieron en primer lugar un rescate de cinco millones de pesos, aunque finalmente accedieron a recibir dos mil dólares y 283 mil pesos, el dinero que pudo reunir la familia.

El operativo para dar con los presuntos responsables del secuestro finalizó con la captura de cinco personas.

Los delincuentes, para la entrega del pacto de dinero, en primer lugar guiaron al hijo de la víctima a la zona norte del conurbano y tras varias vueltas lo condujeron a la zona de Ingeniero Budge, en el partido de Lomas de Zamora.

Una vez allí, en la intersección de Bariloche y Camino de la Ribera, el hombre fue obligado a entregar el dinero a un individuo que se encontraba en una parada de colectivos.

Finalmente, el comerciante fue liberado sano y salvo en la intersección de Ruta 4 y Camino de la Ribera, en jurisdicción de Esteban Echeverría.

A partir de ese momento, se iniciaron una serie de tareas investigativas en los que se logró identificar el auto usado por los captores y el empleado por el que recibió el rescate.

También, con la colaboración de autoridades penitenciarias, se pudo recabar que dos presos de la Unidad Penitenciaria 46 de San Martín habrían aportado la logística para concretar el secuestro al primo de uno de ellos, quien tramó todo desde afuera.

Con el pedido del fiscal Federal Santiago Marquevich y la autorización del Juzgado Federal 2 de Morón, a cargo del juez Jorge Rodríguez, se realizó una serie de allanamientos en la cárcel de San Martín, en el partido de Moreno y en Ingeniero Budge.

En la UP 46 se procedió a detener por un nuevo delito a los ya reclusos Cristian García, de 39 años, y Juan José López, de 34; mientras que en Hurlingham se arrestó a Luciano Galarza, alias “Píndula“, de 70.

También se detuvo en Ingeniero Budge a Javier Lanchi, de 40 años, y en Moreno a Juan Pablo Farías, conocido como “Juanchi“, de 47.

En total se realizaron siete allanamientos, de los que participaron efectivos del Grupo Halcón, grupos de apoyo departamental (GAD) y distintas DDIs.

Uno de los domicilios allanados, situado en Moreno y donde fue detenido Farías, es apuntado como el lugar en el que habría sido mantenido secuestrado el comerciante. Allí se secuestraron nueve celulares, además de una gorra de Gendarmería Nacional, entre otros elementos.

En la finca en la que fue arrestado Lanchi se secuestró un Peugeot 504 aparentemente utilizado en el cobro del dinero de rescate, una escopeta del tipo “tumbera”, un revólver, varios proyectiles y otros elementos.

También se incautó un billete de cien dólares marcado como parte del rescate pagado por el comerciante.

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en telegram
Compartir en whatsapp

En esta nota se habla de: