Morón habilita mesas afuera, Tres de Febrero aún no pide autorización y gastronómicos protestan en La Matanza

Desde mañana los bares podrán abrir en el distrito que gobierna Lucas Ghi. Ituzaingó hará lo mismo. Mientras que en el resto del oeste los restaurantes presionan para que les habiliten la apertura.

por
por

El municipio de Morón dará el primer paso hacia una mayor flexibilización de la cuarentena en el oeste y por eso desde este martes permitirá la apertura de los restaurantes, bares y cafés. La medida, que ya fue confirmada a los comerciantes y se hará oficial en las próximas horas, generó malestar en municipios vecinos, como Tres de Febrero y La Matanza. En este último habrá una movilización para exigir poder sacar mesas a la vereda.

Fuentes del municipio que gobierna Lucas Ghi le confirmaron a No Ficción que «se están terminando de redondear las precisiones y los protocolos son similares a lo que ocurrió en la Capital Federal: será desde mañana, solo mesas en la vereda, gente sentada, con distanciamiento, tapaboca y desinfección de cartas. No hay terrazas ni patios internos. Así va a ser la primera etapa».

Consultado por la medida, novedosa en la región, el vocero insistió: «lo hacemos con consensos de algunos distritos de la zona, y va a haber un riguroso control». La otra comuna que mañana se prepara para permitir la apertura de bares es Ituzaingó, según consigna Castelar Digital. Sin embargo, este medio pudo saber que por el momento la mayoría de los municipios prefieren esperar.

El caso más llamativo es Tres de Febrero, que políticamente está alineado con el Gobierno porteño, el primero en permitir la apertura los restaurantes en el Área Metropolitana de Buenos Aires. Fuentes cercanas al intendente Diego Valenzuela confirmaron que por el momento «no se hizo el pedido a la provincia para abrir los bares, seguimos con take away (para llevar)».

Lo que ocurre en Hurlingham también es sugerente, donde los voceros cercanos al intendente Juan Zabaleta confirmaron que «se está charlando pero no hay nada concreto aún». Sin embargo, el McDonald’s del distrito ya avanzó, con la anuencia de los funcionario locales, en reacondicionar su estacionamiento para poner mesas a una distancia prudencial. No sería el único local gastronómico que lo hace.

Desde Merlo, la información brindada es similar: «estamos en eso, hoy seguramente haya alguna novedad sobre los protocolos, falta ponernos de acuerdo sobre cuándo lo haremos».

EN MORÓN ABREN, EN LA MATANZA MOVILIZAN

Mientras mañana en Haedo, Morón Centro o el Palomar los bares reabren sus puertas, en La Matanza los gastronómicos movilizarán para exigir la apertura de sus locales. Lydia, responsable del local Super Burger contó a No Ficción: «este martes a las 10 más de cien comerciantes vamos a ir a la intendencia porque nos estamos fundiendo».

La emprendedora gastronómica explicó que «la apertura de la Capital se sintió en nuestros locales, y ahora que se suma Morón va a ser peor. Queremos abrir. Mañana la Avenida Gaona va a tener veredas con mesas de bares abiertos y otra vereda con los comercios cerrados, que son los de La Matanza».

Los dueños de restaurantes partirán de Yrigoyen y Zapiola ya que «desde la intendencia nos dijeron que esperemos a los anuncios del fin de semana, pero es lunes a la tarde y nadie nos llamó», se quejaron.

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp

En esta nota se habla de: