Es vecina de Tres de Febrero y representará al país en el Mundial de Ajedrez: “Voy a dejarlo todo”

La Gran Maestra Internacional de ajedrez acaba de viajar desde el oeste hacia Rusia donde disputará su sexto Campeonato del Mundo.

por
por

Si querés recibir las noticias del oeste en tu celular o enviar tu comentario, entrá a nuestro Whatsapp. También a InstagramTwitter y Facebook.

En marzo del 2020, se produjo un cambio importante en el mundo dirigencial del ajedrez. La Gran Maestra Internacional Carolina Luján, que representó al país en 9 Olimpiadas y 5 Mundiales, llegó a la presidencia de la Federación Ajedrez del Oeste.

Vecina de Tres de Febrero, Luján nació en Caseros y comenzó a jugar en el año 92, donde alternaba el Ajedrez con hockey, patín, taekwondo, natación o básquet. Por unos años vivió en General Rodríguez, y allí practicaba deportes en el club Alem, pero luego volvió a su barrio natal y se anotó en el CEDEM. A pesar de que no había muchas ofertas para entrenar, el ajedrez se mantenía en su órbita y por eso está por cumplir 30 años como jugadora.

Luján además es coordinadora de Ajedrez en la UNTREF, la universidad nacional que hay en el distrito y que es la única en tener esta modalidad. Por estos días, se encuentra recién llegada a Rusia, donde disputará un nuevo Campeonato del Mundo Femenino de Ajedrez y aprovechó para hablar con No Ficción de su preparación, de lo difícil que fue despegarse de su hija, conseguir un sponsor que la apoye y lograr sortear las restricciones a los viajes por la pandemia.

-Hace poco iniciaste una campaña en redes para poder ir al Mundial. ¿Te sorprendió la respuesta que obtuviste?

-Con 36 años, dije cómo puede ser que a esta altura no tenga un sponsor. Entonces, tiré en redes que estaba buscando auspicio. Fue sorprendente la cantidad de gente que se acercó y aparecieron varias marcas. Así, ahora tengo a Gaman, que es mi main sponsor, Amelí Mates y Pirca Safety. Por eso, hablo del potencial que tiene el ajedrez. Me interesa marcar ese camino y tratar de que el ajedrez se posicione de otra manera.

-¿Cómo te preparás para este Mundial?

-Es muy difícil porque hace un año y medio que no toco una pieza, que no juego al ajedrez físicamente. Juego mucho online, pero no es lo mismo, es casi otro deporte. Me es difícil también separarme de mi beba, que tiene nueve meses y no estuvimos nunca tan separadas. Y también se me complicó por la segunda ola de la pandemia, que hizo que se cancelara mi viaje Rusia. Por suerte, las autoridades del Ministerio de Turismo y Deportes me ayudaron a solucionarlo.

-¿Las rivales están en condiciones similares, en cuanto a la falta de actividad?

-No. Hay países que han tenido otras normativas y han podido competir. Llegan con un ritmo mucho mayor y mejor entrenamiento. Hay cosas que las podés preparar y otras, no. Por ejemplo, prepararse para jugar partidas de muchas horas es algo que te lo da el ritmo. Lo podés hacer entrenando, pero no es lo mismo que estar en competencia.

-¿Y qué expectativas tenés?

-Primero, me toca una estadounidense, que es joven y que en el último mundial pasó 4 matches. Es una jugadora complicada. Creo que será un match parejo. Si paso, en el segundo match me tocaría la mejor preclasificada del torneo. Pero estoy contenta y confiada porque siempre las cosas me costaron mucho. Donde hay una crisis veo una oportunidad. Voy a dejarlo todo. Le he ganado a mejores. No lo veo imposible.

Los deseos de ser dirigente

Luján le aseguró a este medio que no escapa a la responsabilidad política. Todo lo contrario: “La forma de cambiar las cosas es involucrarse”, disparó en relación a su rol como flamante presidenta de la Federación Ajedrez del Oeste.

“Logramos armar un equipo bastante diverso en cuanto a edad, género, rubros, incluyendo a árbitros, jugadores y ex directivos, que se quedaron apoyando. Buscamos un cambio estructural y que este tipo de gestión pueda replicarse en otras federaciones”, explicó Luján.

Sin hipocresía, la ajedrecista aseguró: “Si uno mira la gestión nacional a nivel federativo, es siempre lo mismo. Seguimos con los mismos problemas estructurales de siempre, sin apoyo, sin planificación ni proyectos. Ven a la política no para lograr cambios, sino para perpetuarse”.

Para la especialista, la toma de decisiones debe ser “de una forma más democrática”. “Me entusiasma desarrollar un modelo de gestión mejor que el actual, que para mí es un fracaso, que ha llevado al ajedrez a la situación en la que está”, apuntó.

Si bien la pandemia interrumpió los proyectos, Carolina contó: “Nos estuvimos abocando a la parte administrativa, que es tediosa, pero estamos poniendo los papeles en orden para tener una entidad transparente y ordenada”.

Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp

En esta nota se habla de: